Dos imprescindibles que necesita tu logo para que te identifique y sea un éxito

Si te estás planteando tener un logo significa que o tienes un negocio o proyecto en marcha o lo vas a tener próximamente y sabes que tener un logo es fundamental. Actualmente, todo el mundo sabe que si tiene una empresa (ya sea particular o más grande) necesita un logo, lo que mucha gente no sabe es que solo un logo no sirve de nada.

Para que un logotipo sea realmente útil, es fundamental que refleje los valores y filosofía de la marca. Y esta es la razón por la que hay que empezar con un trabajo de desarrollo y diseño de la marca, llamado branding (en esta entrada puedes leer todo sobre el branding).

La primera fase del branding, el desarrollo de la marca te ayuda a definir todo lo que forma interiormente a tu proyecto, los valores, la filosofía, la personalidad de tu marca, la misión y visión… La segunda fase del branding, el diseño, forma la identidad visual de tu marca.

La identidad visual es el conjunto de elementos gráficos que representan a tu negocio. Aquí entra el logotipo, pero también acoge a los colores, la tipografía y los recursos gráficos. Se puede decir que dentro de la identidad visual el elemento más importante es el logo, pero eso no quiere decir que el resto de los elementos no sean fundamentales. Si tienes un logotipo excelente, pero cada vez usas una tipografía diferente o cambias continuamente los colores, la imagen gráfica que transmitas será inconsistente e incoherente lo que puede provocar que tus clientes perciban tus productos de forma más deficiente.

¿Sabías qué un negocio con logotipo conecta más con las personas que uno que no tenga? El logotipo es un símbolo gráfico (un icono, unas letras, una frase o una combinación de estas) que identifica tu negocio. Es la primera imagen que los clientes tienen de tu empresa y todos sabemos lo importante que es la primera impresión. Además, un logotipo permite que te reconozcan en cualquier lugar. El mejor ejemplo el siguiente:

Un logo para tu negocio

¿A qué sabes qué marca es?

Seguro que reconoces perfectamente este logo y a la marca que pertenece. Apple es un perfecto ejemplo de cómo con un logotipo se les reconoce en cualquier parte y se pueden identificar fácilmente sus productos gracias a la “manzana mordida”.

Un logo no es una marca

Bien, ahora ya sabes lo que es un logotipo. Antes de continuar me gustaría advertirte que un logo no es una marca, sólo es parte de ella. Para que una marca funcione se necesita todo un trabajo de branding e identidad visual.

Cuando hacemos un trabajo de branding (construcción de una marca) primero identificamos los valores y filosofía de nuestro negocio, para, posteriormente reflejarlos en toda la identidad visual, por supuesto también en el logo ya que es el elemento principal de esta.

Gracias a la identidad visual toda tu marca tendrá sentido, ¿a qué sería raro si de improviso coca cola en vez de usar el color rojo usará el azul? O si en vez de usar la tipografía que le caracteriza usará la de Pepsi. Todo lo que caracteriza visualmente a la marca de coca cola es su identidad visual. Tranquila en otro post hablaré sobre la identidad visual.

Se conoce por logotipo a todas las modalidades de logo, pero se pueden clasificar de la siguiente manera: isotopo, imagotipo, monograma, firma, isologo y el logotipo. ¿Quieres ver los que es cada uno y cuál es el idóneo para tu empresa? En esta entrada del blog te he escrito sobre ello (link a la entrada)

¿Por qué necesito un logo? Lo principal es por el reconocimiento y distinción

  1. Te distingue de la competencia

De hecho, uno de los primeros pasos que sigo al diseñar un logotipo es investigar los logos de la competencia de mi cliente, que símbolos, colores y tipografías utilizan para después hacer destacar el logo de mi cliente en su mercado.

  1. Te identifica

Como ya he dicho al principio de este texto, un logo es el símbolo gráfico de una empresa, por lo que te reconocerán tus clientes.

  1. Transmite

El logo está formado por ciertos colores y tipografías, el uso de un color y no de otro transmite sensaciones diferentes lo mismo pasa con las tipografías.

No verás a una empresa ecológica utilizando el rojo, usan el verde (en sus distintas tonalidades) para expresar su conexión con la naturaleza.

  1. Son memorables

    (los clientes se acuerdan de él).

Tener un buen logo te brinda la oportunidad de ser recordado. Si una persona está navegando por internet y ve tu logo, cuando luego lo vea por la calle se acordará de ti. Y, si le brindó una buena impresión cuando tenga que comprar el producto que ofreces se decidirá por ti antes que por otros.

Normalmente los logos son lo que más recuerdan los consumidores de las marcas, ya que se exponen en todos sitios.

  1. Aporta profesionalidad

    a tu empresa.

Cuando vemos un negocio con un logotipo bien diseñado instantáneamente genera una mayor confianza que uno que no tenga logo y solo ponga el nombre.

  1. Aportan valor

Cuando se crea un logotipo intentamos cargarle de valores (mediante los colores y tipografías que usamos), reflejamos en él los valores que queremos trasmitir a nuestros clientes. Aumentan aún más su valor cuando el cliente recibe un servicio o producto excelente.

  1. Fidelidad con la marca

Cuando el cliente ha tenido experiencias satisfactorias con una empresa, producto o servicio reconoce el logo y ya no desea comprar en otro sitio. Un ejemplo de éxito es el caso de Apple, sus consumidores ni siquiera se plantean comprar otra marca. Realmente, el caso de Apple es mucho más que fidelizar clientes es construir una filosofía de vida a partir de una marca.

  1. Atrae nuevos clientes

Gracias a un buen logotipo, este te permite dejar huella en tus potenciales clientes. Si a una persona le gusta tu logo, va a preferir comprar en tu negocio u obtener tus servicios antes que en otro que ni siquiera tenga logo o tenga uno genérico e impersonal.

Para conseguir un buen logo, que sea funcional, y aporte todos estos beneficios, debe cumplir con las siguientes cualidades:

  1. Un logo debe ser simple, de está forma es más fácil de identificar y de recordar.
  2. Estrechamente unido con el concepto anterior, los logos deben poder ser recordados fácilmente para ello deben ser simples, tener algo que los distinga y que no se confundan con otro logo de la competencia.
  3. Distintivo, un logo es la forma de diferenciarte de otros negocios
  4. Versátil. Debe poder adaptarse a distintos formatos y tamaños sin perder su significado.
  5. Legible. En un logo debe poder leerse correctamente el texto que incluya, en cualquier formato, además, no debe tener demasiados conceptos incorporados, pues puede ser difícil de comprender.
  6. Buena calidad. Para que un logo transmita profesionalidad, cuida el proceso de creación de este, recuerda que los logotipos deben realizarse siempre en vectores para que no se deformen ni se pixelen. Además, ten en cuenta que debe haber armonía visual entre sus elementos y con la identidad visual de la marca.

Pese a estas características generales, un logo siempre debe ir acorde con el espíritu del proyecto al que represente. Las únicas “reglas” que deben seguirse en cualquier caso es que un logo siempre debe ser personalizado y adaptado a las necesidades de tu proyecto.

Conclusión

Ahora sabes que es importante tener un logo, pero no vale cualquiera. Si realmente quieres que tu logo te reporte reconocimiento y distinción debe cumplir obligatoriamente estos dos conceptos: debe ser un logo personalizado y adaptado totalmente a tu proyecto. Ya que si todas las empresas tuvieran el mismo no se diferenciarían. En especial dentro del mismo sector en el mercado es todavía es más importante, los logos deben ser diferentes para poder destacar sobre la competencia.

Recuerda que los logos son el elemento que más recuerdan las personas de las empresas, debido a que son el gráfico más visible de las compañías, es fundamental que tu logo sea profesional y único.

Ebook Gratis "Transforma tu negocio en una marca que conecte emocionalmente"

REGÍSTRATE PARA DESCARGARLO, PROMETO SÓLO ENVIARTE TRUCOS Y CONSEJOS DE DISEÑO Y BRANDING, ¡ADEMÁS DE REGALOS!

¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.