Seguro que cuando hablamos de invertir en branding te surgen un montón de dudas, en este artículo voy a intentar aclararte este tema lo máximo posible, de todas formas si tienes más preguntas no tienes más que dejarlas en comentarios y te responderé encantada. De todas formas, estoy segura de que una de las primeras cosas que piensas cuando hablamos de invertir en branding es en el dinero. Como propietaria de una pequeña empresa, comprendo que tratar de construir una empresa con un presupuesto limitado es complicado. Y contratar a un diseñador y estratega de marca para tu negocio puede resultar caro. Es una gran inversión, especialmente cuando te estás esforzando tanto por hacer crecer tu negocio y que sea más rentable. Lo entiendo. Entiendo lo difícil que es destinar una partida presupuestaria para algo como esto y porqué sería difícil renunciar al dinero ganado con tanto esfuerzo.

Pero también sé cuánto puede ayudar una marca auténtica y bien desarrollada a hacer crecer su negocio. Por difícil que sea hacer grandes inversiones, al final terminan ayudándote a ser más rentable.

Cuando inviertes en tu negocio, no solo consigues más tiempo para dedicarte a tus clientes y estresarte menos, sino que también demuestras que valoras tu negocio, lo que hará que tus clientes también lo valoren más.

Por eso hoy quiero tratar contigo los siguientes puntos:

  1. ¿Por qué merece la pena invertir en branding?
  2. El retorno de la inversión que obtendrás con el branding
  3. ¿Cuándo es demasiado pronto para invertir el branding?
  4. ¿Cuándo es el momento ideal para invertir en branding?
  5. ¿Cuánto invertir en branding?
  6. Próximos pasos a seguir

¿Por qué merece la pena invertir en branding?

Tu marca es tu logo, tu sitio web, son todas las acciones que llevas a cabo. Es quien eres y lo que representa tu negocio. Sin embargo, tu marca también es tu propósito, personalidad, cliente ideal, mensaje, valores y mucho más. Si quieres entender mejor el concepto de branding puedes leer esta entrada dónde lo expliqué.

La marca es mucho más que un logotipo o una paleta de colores. En la estrategia de marca se profundiza en descubrir y perfeccionar lo que hace, para quién lo hace y por qué la gente te comprará. Es a partir de ese momento que el logotipo, las fuentes tipográficas, los colores, los elementos gráficos… se pueden crear de manera alineada y respondiendo a un diseño estratégico.

Cuando entiendes esto, puedes comenzar a ver dónde reside el valor de invertir en branding. Invertir en tu marca es invertir en el crecimiento de tu negocio. Todas las empresas tienen una marca, se va formando con cada acción, y cuanto antes controles la tuya, mejor será a largo plazo.

Cuando hablo de invertir en branding, utilizo la palabra inversión por una razón. No es solo otro pago que debas realizar o un gasto comercial para registrar la marca. Es una verdadera inversión en la base y el futuro de tu negocio.

No se trata solo de pagar por algo que usarás en tu negocio, como el logo con sus versiones o los elementos de papelería corporativa. Estás pagando por la base de todo tu negocio. Invertir en la marca es una de las mejores formas de ver el crecimiento de tu negocio.

El retorno de la inversión que obtendrás con el branding

El valor de establecer una base sólida para tu negocio es infinito. Una marca excepcional, mágica, se construye sobre una base sólida de un propósito claro, una personalidad fuerte y un estilo definido. El proceso de construcción de una marca no es sólo diseño, si se quiere conseguir una marca sólida hay que seguir una estrategia de marca. Seguro que eres capaz de ver el valor de este proceso de desarrollo de una marca fuerte que te represente.

Invertir en branding. Mucho más que un logo

 

El branding es fundamental en la toma de decisiones de un consumidor cuando se trata de comprar. El branding puede tener un gran impacto en la percepción que tienen de tu negocio y, al final, en la compra de tu producto o servicio. Una empresa que tiene un logotipo descuidado y un sitio web poco profesional no tendrá el mismo valor percibido que una empresa con una marca cuidada y profesional. Los detalles importan.

Invertir en branding

 

Las personas quieren sentirse parte de una experiencia excepcional y tu marca puede crear eso para tu negocio. Si tu marca se construye de la manera correcta, puede cambiar el valor percibido de su marca y aumentar sus ingresos.

Cuando inviertes en tu marca a cualquier nivel, es más probable que atraigas a las personas adecuadas, los famosos clientes ideales, y la conviertas en clientes fieles, fidelizas, porque tu marca se ha construido intencional y estratégicamente para estas personas, no está hecha al azar. Y cuando llegas a esas personas y confían en ti, porque se ven reflejadas en tu marca o la admiran, tus ingresos aumentan. Con tu marca construida estratégicamente, podrás recuperar tu inversión.

¿Cuándo es demasiado pronto para invertir en branding?

Es demasiado pronto para invertir en branding si:

– No tienes claro lo que vas a vender, qué servicios vas a ofrecer o productos.

– Es probable que tu negocio cambie radicalmente en seis meses

– No sabes quien es tu público objetivo

Entonces,

¿Cuándo es el momento ideal para invertir en branding?

Cuando tienes claro los siguientes aspectos: lo primero es importante que sepas que hay suficiente demanda del producto o servicio que ofreces y también debes saber quien es tu cliente ideal (aunque en la parte de estrategia de marca siempre se trabaja este punto).

1 Tienes un modelo de negocio viable y estás listo para crecer. Aunque acabes de empezar con tu empresa ya has validado el servicio o producto que ofreces. En esencia esto significa que ya has tenido algún cliente, alguien ha comprado tu servicio o producto. Es decir, sabes que ofreces algo que la gente necesita y hay suficiente demanda.

Si estás en este punto, es el momento de atraer a más clientes ideales a tu negocio. En este periodo el branding puede ayudarte mucho ya que te aporta una imagen profesional, lo que hará que te tomen en serio. También te ayuda a dar visibilidad al negocio, de esta forma tu público objetivo se familiarizará contigo y con tus valores.

2. Sabes quién es tu cliente ideal y quieres llegar hasta él. Una parte clave para construir una buena marca es conocer quien es tu audiencia, quien es tu cliente ideal. La forma de definir tu marca va a estar directamente relacionada con cómo vas a relacionarte con ellos.

Para construir correctamente tu marca y hacerla crecer necesitas saber con quién vas a relacionarte, quien va a ser tu cliente estrella. Y para eso debes conocerle y entenderle. Primero conocerle, saber datos demográficos, su edad, el género, dónde viven, qué estilo de vida lleva… Y después entenderle, que problemas tiene, cómo puedes ayudarle tu con tu servicio o productos, que quieren lograr…

Si sabes estas cosas y estás preparado para construir esa relación con ellos, para iniciar esta conversación y profundizar en sus deseos y necesidades, entonces vale la pena desarrollar tu marca, para ayudarlos y crear una conexión emocional con ellos.

Con sólo estos dos puntos ya es el momento de empezar a invertir en branding, pero si además, quieres conseguir tener una comunidad sólida y fidelizar a tus clientes, sacar la máxima rentabilidad a tu campaña de marketing y estás cansado de competir por precio es tu momento de invertir en un branding estratégico para tu negocio.

3. Quieres crear una comunidad y hacerla crecer. Este punto está estrechamente relacionado con el anterior. Puede que hayas conseguido hacer crecer tu negocio, pero no has generado un vínculo emocional con tu audiencia y no has fidelizado a tus clientes. Para crear una comunidad puedes hacerlo a través de las redes sociales, Facebook, Instagram… pero también a través del correo electrónico, o un espacio físico. Las comunidades son una excelente manera de aumentar el apoyo a lo que haces, encontrar clientes y descubrir nuevas formas de ayudarles.

Para conseguir esto, es muy útil tener una imagen sólida y consistente que las personas puedan reconocer. Tu logo puede convertirse en un símbolo que ayude a unirlos. Además de un propósito y unos valores que compartan, que les ayuden a sentirse dentro de un grupo, a ser parte de una comunidad.

4. Quieres sacar el máximo partido de tu marketing.

Hasta que no hayas trabajado los cimientos de tu marca, tu propósito, valores, personalidad de marca… no vas a sacarle el máximo beneficio del marketing. La marca tiene que ver con la comunicación, no se limita al diseño. También requiere mensajes poderosos, para transmitir el valor de tu negocio, de modo que puedas crear un marketing que tus clientes ideales encuentren atractivo.

Gracias a una buena estrategia de marca tu mensaje estará mejor definido y llamará la atención de tu público objetivo, de esta forma cuando realices una campaña de marketing tendrás más claridad. Por eso es tan importante la estrategia de marca, lo que te contaba al principio de este punto, definir los valores fundamentales, el propósito y la personalidad de su marca. Con estos pilares fundamentales, puedes crear un mensaje de marca que tenga un gran impacto cuando lo uses en tu marketing.

5. Estás cansado de competir por precio.

Una de las razones clave para desarrollar tu marca es para ayudarte a diferenciarte de la competencia. ¿Por qué rebajar tus precios o regatear con clientes que no pueden entender por qué deberían contratarte a ti en vez de a otro? Es hora de desarrollar el branding de tu marca para mostrar el valor real de tus servicios (o productos) y para adaptarlo perfectamente a tu cliente ideal para que no tenga dudas a la hora de escoger.

¿Cómo vas a conseguir que te escojan a ti? El branding va mucho más allá de la identidad visual, debes comunicarle a tu cliente qué valores defiendes, qué es lo que quieres conseguir. Tienes que comunicarle a tu audiencia que comprendes cómo se sienten, muestrales la solución a su problema, el camino para ayudarles a lograrlo. Cuando puedes comunicar estas cosas, le muestras a tu audiencia que hay mucho más que considerar que sólo el precio. Y cuando aparece la persona adecuada (tu cliente ideal), pueden descubrir realmente por qué deberían elegirte. Y lo harán.

Invertir en branding. ¿Cuándo es el mejor momento?

¿Cuánto debo invertir en el branding de mi marca?

Con una gama tan amplia de opciones de inversión, puede ser difícil determinar exactamente cuánto debes invertir en el branding para obtener realmente el valor de tu dinero. Puedes obtener un diseño de marca por 100 € o puedes obtenerlo por 1000 €.

Puedes sentirte mejor gastando menos y ahorrar dinero, pero debes considerar lo que realmente obtienes por ese precio. Lo más importante que debes recordar es que no importa cuánto estés invirtiendo, estás invirtiendo en algo que traerá resultados reales para tu marca y tu negocio.

La cantidad a invertir depende de tu situación específica y la etapa del negocio.

Si no has validado tu negocio, no necesitas una marca, todavía, y puedes gastar menos siempre que mantengas la calidad y coherencia de una marca cohesionada. Este es el momento de invertir en recursos más sencillos, siempre intenta que sean recursos únicos (aunque no personalizados) Si te encuentras en esta situación no te pierdas un lanzamiento que haré muy pronto.

Si estás más avanzado, ya has validado tu negocio y sabes que ofreces algo que tu público objetivo necesita, es hora de invertir de verdad en tu marca para que puedas elevar tu presencia y reconocimiento con una solución personalizada. En este punto, estás listo para tomarte en serio tu negocio, focalizar y brindar la mejor experiencia de marca para tu audiencia. Si estás en esta situación, puedo ayudarte a crear una marca estratégica, sólo tienes que ponerte en contacto conmigo.

Dicho todo esto, siempre hay excepciones a la regla y tienes que mirar tu propia situación.

Conclusión

Cuando se habla de branding muchas veces se confunde este término y sólo se piensa en un logotipo. Hay algo que quiero que te quede claro, que seguro que después de llegar hasta aquí ya lo has entendido, el branding es mucho más que un logo.

NO INVIERTES EN UN LOGO, INVIERTES EN TU MARCA. Y LA MARCA ES MUCHO MÁS QUE UN LOGO

Próximos pasos

Si estás listo para hacer una inversión para tu negocio, es hora de encontrar a la persona adecuada con la que trabajar. Piensa en que situación se encuentra tu negocio, cuáles son tus objetivos. Luego, ponte en contacto con algunos diseñadores que se alineen contigo y tu negocio para encontrar el camino y el servicio correcto para tu proyecto.

Te invito a que nos conozcamos y me cuentes tu proyecto y tus objetivos. Me gusta conocer cada proyecto para ver si realmente puedo ayudarte, por eso siempre ofrezco una sesión de valoración gratuita de 30 minutos vía zoom. Puedes escribirme a hola@paulamayter.com para reservar tu sesión.

Diseño gráfico y branding